miércoles, 26 de octubre de 2011

¿Expectativas académicas v/s Proyecto de Vida?: Factores que pueden influir en una decisión vocacional

Programa Orientación Psicológica
Ps . Rocío Robles G.
 

Aptitudes, habilidades, exigencias familiares, intereses personales, situación económica, expectativas, deberes, entre otros.; son algunos factores que pueden influir a la hora de elegir una carrera universitaria o un estudio técnico.

El tomar conciencia sobre mi contexto actual, como también de las proyecciones que tengo respecto a mi vida, me pueden ayudar a tomar una decisión respecto al futuro. A continuación te invitamos a seguir los siguientes pasos hacia la elección de tus estudios.



1. Primer paso a realizar: Tomar conciencia de mis capacidades e intereses.

En primera instancia, es importante saber cuáles son mis aptitudes y habilidades frente a las cosas que más me gusta hacer. Es decir, muchas veces nos damos cuenta de la facilidad con la que podemos entablar una conversación, ayudar a un otro, tocar un instrumento, discutir sobre política, generar un cálculo matemático, desarrollar un pensamiento nuevo o simplemente llevar a cabo una instrucción al pie de letra; muchas de estas actividades dan cuenta de ciertas habilidades con las que logro desempeñarme y ejecutar ciertas actividades en el día a día, y más importante aún, el gusto que me genera el hacerlas. Si tomo conciencia de mis habilidades, puedo decidir en cierta medida, el área en el cual me podría desarrollar educacionalmente.

En relación a lo anterior, es necesario hacer la diferencia entre las mencionadas habilidades v/s las aptitudes que creemos tener. Nuestras aptitudes son potencialidades en nuestro hacer, es decir, muchas veces no tenemos el entrenamiento o estudios de algo en particular, pero sabemos que existe una habilidad en bruto por desarrollar. Por ejemplo, quizás no sabemos cantar o armonizar una canción, pero escondemos una linda voz a desarrollar y pulir. De esta manera, teniendo en cuenta mis gustos, intereses, aptitudes y habilidades, ya puedo dar el primer paso sobre qué camino considerar en la elección de un estudio superior.

2. Nuestro segundo paso: Identificar nuestro contexto social y familiar.

Existen algunas familias con patrones educacionales a seguir y lealtades respecto a elecciones realizadas por otros miembros de ellas, también pueden existir exigencias sobre el primero de la familia que tiene la posibilidad de estudiar o simplemente la obligación por elegir dentro de un área que se encuentre bien posicionada en el mercado laboral. Ya sean estos u otros escenarios familiares existentes, es necesario tomar conciencia de qué rol jugarán en la construcción de mi propio camino educacional.

Sea cual sea la decisión final, entre intereses, habilidades, aptitudes, exigencias familiares, situación económica, entre otros; es imperioso el tomar todas estas variables en cuenta y elegir desde mi propia individualidad, aquello que más me acomode a mi realidad y proyecto a construir.

3. Último paso: Conocer y experimentar las opciones de estudios.

Nuestro último paso a tomar en cuenta, es el experimentar en la práctica nuestra preferencia de estudios. ¿Por qué? El estudio académico difiere en gran medida con el trabajo diario de dicha profesión. Por ejemplo, si mis intereses van por un camino de las ciencias sociales y me interesa la contingencia política, como también los procesos legales es de esperar que la carrera de Derecho esté dentro de mis opciones, sin embargo, el estudio de dicha carrera es muy distinto a su ejecución en el ámbito laboral, ya que el estudio de leyes, debates académicos, exámenes y clases de aula entregan una realidad muy distinta de los pasillos de tribunales y el contexto social jurídico de las leyes, es por esta razón que te invitamos a relacionarte con el área de estudio y todas sus variables contextuales.

Una manera de conocer más acuciosamente la carrera y tener una imagen lo más especifica posible sobre lo que tiene para ofrecerme, es evitar caer en expectativas o prejuicios sobre esta y permitirme conocer la carrera, el perfil de estudiantes y el campo laboral en la experiencia más directa posible. 

¿Cómo hacerlo? Existen muchas opciones, puedes dirigirte a la Casa de Estudios y conversar con los encargados de cada carrera y así tener una idea sobre lo que tiene para ofrecer en el área de estudios, también puedes asistir a clases presenciales como oyente para tener una idea del clima, compañeros y temas que trabajan en el aula. Investigar sobre el campo laboral y la realidad económica de dicha carrera, generar una conversación con un profesional o técnico del área de interés con el fin de saber las dificultades y los beneficios en el mercado laboral.

Por último y lo más importante, ¿Qué esperas de tus estudios? Puedo tener muchas opciones y posibilidades de camino, la respuesta a esta pregunta me ayudará finalmente a decidir cuál de ellas tomaré.

Para cualquier consulta, realización de test vocacionales o profundización sobre el tema, te invitamos a consultar gratuitamente a nuestro Departamento de Consejería Estudiantil en la DAVE.

También te invitamos a visitar el sitio web eligecarrera.cl, en el que encontrarás más información y orientación en línea.